SOBRE TODO TE AMARÉ

 

 Te amaré

bajo el ardiente sol veraniego que tus mejillas dora;

 

Te amaré

bajo la cruel lluvia invernal que tus labios enmudece.

 

Y pasará una y mil veces mil la luz del sol ante mis ojos, y seguiré amándote;

por  cruel que sea el  tiempo y amargos algunos momentos.

 

¡Sobre todo te amaré!

 

Orlando Giraldo Arango, OGA